Seleccionar página

La forma más sencilla para cultivar la cannabis, es utilizando sustratos para marihuana, ojalá y en la medida de lo posible que sean orgánicos, esto es, la tierra para marihuana. Es posible comprar este tipo de tierra con mayor o menor porcentaje de nutrientes, en una tienda especializada para tal efecto.

Los sustratos para marihuana: se recomienda tierra con alto porcentaje de arlita

Además de la arlita misma, es recomendable que la tierra disponga de coco y otros nutrientes. Se trata, entonces, de un sustrato que será de lo más beneficioso para las semillas de marihuana recién germinadas. Ahora, desde que estas semillas están tan pequeñas, no es debido hacer lo que muchos hacen. Si quieres saber como usar la arlita, ese articulo es bastante bueno, bien explicado el uso de la arlita.

Muchos auto-cultivadores suelen atiborrar las semillas con estimulantes y abonos, lo que no es conveniente cuando las semillas se encuentran en esa fase. Lo mejor, es abonar la planta cuando ésta misma nos lo pida, esto es, cuando veamos que tienen algún tipo de carencia de sobre-fertilizantes. De lo contrario, podríamos quemar la raíz y, de paso, dañar la planta de manera irreversible.

Una planta sobre-fertilizada (cuando aún no es conveniente, ni necesario sobrecargarla de fertilizantes) tarda mucho más tiempo para recuperarse, que una planta que nos ha mostrado una pequeña carencia, al tiempo que la hemos tratado con el abono más recomendable.

Cuando se habla de sustratos para marihuana, se tiene la creencia errónea en el sentido de que si abonamos la planta, esta crecerá más rápidamente, al tiempo que serán más sanas fuertes, lo que no es cierto, en lo absoluto. Todas las plantas requieren de una cantidad (y calidad) específica de nutrientes que, lo más normal, es que se encuentren en el sustrato orgánico.

En el tema de los sustratos para marihuana, es necesario tener en cuenta que ésta se puede desarrollar sin abono

Y lo puede hacer, durante todo su periodo vegetativo. Ahora, cuando la planta nos pide nutrientes por alguna carencia o, bien, cuando cambiamos el ciclo de crecimiento a floración, sí son necesarios los abonos y los estimuladores para su desarrollo adecuado.

Lo anterior, en vista de que los nutrientes del sustrato habrán sido consumidos ya por parte de la planta en su mayoría y, de paso, ésta requiere de un aporte extra para adelantar su nueva etapa en la que, usualmente, doblará su tamaño, como mínimo.

La tierra para marihuana que podemos encontrar en el mercado, viene bien equilibrada en nutrientes, siempre y cuando claro está, nos cercioremos de adquirirla en una tienda confiable. Sin embargo de lo anterior, casi siempre será necesario agregarle algún extra.

Algunos sustratos para marihuana y, más específicamente, los orgánicos, como es el caso de la popular “Compo-Sana” viven con un muy importante aporte de nutrientes que, incluso, podrían llegar a ser perjudiciales para nuestras plantas de marihuana. En el caso, por ejemplo, de las semillas recién germinadas o, bien, de las plantas que consumen menos nutrientes debido a su genética, pueden encontrar que este sustrato les resulta sobre-fertilizado.

Las consecuencias de unos sustratos para marihuana que estén sobre-fertilizados

En primer término, tendremos un verde demasiado intenso en lo que respecta a las hojas de la marihuana lo que, dicho sea de paso, es el primer síntoma o “estadio” de un exceso de nitrógeno. Otro síntoma, consiste en que la planta esté desarrollando pocas raíces.

Por este y otros motivos, nunca debemos ahorrar en lo que respecta a la compra de una buena tierra para marihuana. Si, además de las situaciones descritas, le aunamos la manía (indebida, por cierto) de abonar por abonar, el resultado será un sustrato demasiado cargado de nutrientes y, de paso, una planta (o plantas) ad portas de la indeseable sobre-fertilización.

Para lo que se conoce como el “cultivo indoor”, no hay nada más beneficioso que los sustratos orgánicos, que estén preparados para satisfacer las necesidades radiculares del cannabis. Ahora, también es posible encontrar sustratos para marihuana que podríamos llamar “normales”.

Sin embargo, estos últimos no aportan todos los nutrientes que requiere una planta de cannabis durante su ciclo vegetativo. Otros sustratos, son los denominados “Light” que, como lo dice su propio nombre, vienen poco cargados de nutrientes, por lo que siempre será necesario aportar un abono de crecimiento extra.

Los mejores sustratos para marihuana
5 (100%) 8 votes

Estos artículos son interesantes también